San Marketing Digital

San Marketing Digital: el santo de los emprendedores

Lanzarse al mar no es cosa fácil, mucho menos si a duras penas logras mantener el agua a la altura del cuello.

El Marketing Digital sirve de salvavidas, de bote, de remos y hasta de profesor de surf. No es broma, a menos que te lo hayas tomado literalmente, en cuyo caso no sé de qué mar crees que estoy hablando.

Vamos a meternos en el asunto, que me encanta hablar de esto.

Marketing Digital 101

No cabe duda de que es muuuy extenso el tema, por lo que me dedicaré a escribir lo más importante (sin saltarme nada vital) y que te ayudará a tener las cosas claras; para ti que estás emprendiendo y que todo esto puede resultar un embrollo de tamaño inmensurable.

Así que  mejor vamos por pasos.

Lo que diferencia el marketing digital del tradicional es la capacidad de seguir en tiempo real, gracias a la magia del internet, campañas publicitarias enteras. 

Por otro lado, probar y hacer cambios de manera inmediata y el bajo costo de la utilización de los canales de comunicación lo hace bastante accesible.

¿Por qué no aprovechar todo esto y hacerlo bien?

¿Y qué es lo que es?

Existen muchas cosas que se pueden hacer en internet para aumentar tu visibilidad. Aunque sin duda existe un starter pack imprescindible para quienes se adentran en este mundo. 

Te nombraré y explicaré brevemente lo que va dentro de la mochila.

Página web

Es tu carta de presentación y, digamos, tu fuente de credibilidad. 

Tener una página es muy distinto a tener un perfil en redes sociales. Estas últimas no te pertenecen y aunque es importante tenerlas, no tienes autonomía ni puedes manejarlas como un centro de operaciones. 

Míralo así: tener web propia es el equivalente a ser dueño de tu propia casa; mientras que tener una cuenta en una red social es el equivalente a estar arrendado (aunque te salga gratis, algún día puede que no estés allí).

Mantener una página web actualizada y optimizada para que sea fácil de navegar es muy importante.

Es así de sencillo: imagina una versión virtual de tu negocio físico o consultorio. ¿Qué quieres que vean?, ¿Qué información les muestras?

¿Les provocará quedarse en tu página?

Blog

Aquí muestras información de valor para tu público objetivo.

Vamos, eres experto en lo tuyo, ¿no es así? Con un blog organizado, muy bien redactado y cuidado en todo lo que al SEO se refiere, conseguirás visitas orgánicas a tu página.

Visitas que se convierten en potenciales clientes. 

Posicionamiento SEM y SEO

No te voy a marear con tecnicismos, así que, resumidamente, es la visibilidad que tienes en proporción a tu ubicación en el buscador. 

A mayor visibilidad, más tráfico orgánico. Esto se traduce en mayor posibilidad de conversiones. Para salir en la primera página de búsqueda lo logras de dos maneras.

  • SEM: Inviertes en Google Ads y sales en la primera página.
  • SEO: Mucho más económico (aunque más lento), pero con muy buenos resultados. ¿Te da curiosidad?

Juega bien tus cartas y aprovecha esto. Dedícate a hacer content upgrade y no olvides llevar de la manito a tus lectores a la página de servicios y demás artículos de interés.

Redes Sociales

Tener presencia en las redes sociales es muy importante.Te guste o no, es donde está todo el mundo. 

La buena noticia es que no tienes que tener una cuenta en cada una de ellas.

Estudia a tu Buyer Persona, y entérate de las redes que más frecuenta. Si estas hacen match contigo y los valores de tu marca o empresa, entonces ya tienes la red/es en las que necesitas estar.

No es producto del azar

Métricas, todo se resume en esa palabra «métricas». 

Te hablaba acerca de la gran diferencia del marketing digital frente al tradicional. Lo maravilloso del marketing digital es que puedes medir en tiempo real la reacción del público, hacer pruebas A/B y así optimizar tooodo tu contenido.

Hacer una secuencia de emails en email marketing también requiere de conocer muy bien a tu cliente y tu producto (¡y hasta el de la competencia!).

Las publicaciones en tus redes sociales deben llevar un orden y tener toda una estrategia detrás. Y adivina qué, tampoco es producto del azar.

Para proyectarte y tener éxito debes basarte en estadísticas, estudios de mercado e incluso apoyarte en el big data. 

Pero no te me estreses, todo a su tiempo.

Google Analytics es una herramienta que te muestra en tiempo real el tráfico de tu web, y créeme, para empezar es más que suficiente. Desde allí podrás acceder a gráficos e historial con información detallada de las personas que visitan tu página. 

No me cansaré de decirlo: hazle caso a las métricas. Para ofrecer contenido de calidad y relevante para tu público objetivo, debes siempre revisar estos datos.

Redes sociales como Facebook, Instagram o Twitter también los ofrecen, aunque debes tener especial cuidado y crear una página en Facebook, no un perfil. También asegúrate de tener un perfil empresarial en Instagram, de lo contrario, no podrás acceder a estos datos.

Calzando la zapatilla

Puede resultar mucho más sencillo seguir un camino recorrido, no caigas en esto.

No estarás inventando algo nuevo, pero necesitas encontrar tu propio camino para tener resultados duraderos y que hagas lo que hagas encaje muy bien con los valores de tu marca/negocio.

Hacer lo mismo, ver lo mismo una y otra vez solo puede hacerte sonar y lucir como los demás. 

Entonces, ¿en qué te diferencias? 

Investigar a la competencia y mejorar su estrategia es lo que todo el mundo debe hacer. En eso sí se puede coincidir, sin duda.

Tómate el tiempo para ver qué necesitas, qué te sirve y te generará buenos resultados. Hazlo premeditadamente y una vez allí mantente constante.

Los resultados vendrán, y lo harán a galope.

Arráncate la bandita

A que todo esto del Marketing Digital no es tan complicado como parecía, ¿no te parece?

Aunque te diré algo con toda la sinceridad del mundo. Da miedo lanzarse y aunque puedas entenderlo todo (o casi todo), puede llegar a parecer mucho.

También te puedo decir otra cosa, y es que aunque esto se toma su tiempo es algo que te aseguro podrás hacer. 

Haz las cosas a tu paso pero sé constante. 

La parte que más me gusta de todo esto es que mientras pones en práctica todo esto que te he contado, puedes llegar a generar un lazo con tus clientes. ¿Has oído hablar del storytelling? pues, te digo que eso te ayuda a vender un montón.

Disfrútalo y móntate en la ola. Nos vemos allí. 😉

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Estos de aquí no están nada mal

¿Desahogos, dudas o comentarios?

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments